pizza-de-pollo

Pizza de rúcula

Si quieres preparar una receta rica para que todos puedan disfrutar sin desperdiciar nada, a continuación, te enseñaré a hacer una exquisita pizza de rúcula sin masa de pizza, sino más bien usando la polenta que sobró, o bien, preparando un poco rápidamente. ¡Vamos a por la receta!

 

Ingredientes

2 tazas de harina de maíz

6 tazas de agua

Sal c/n

1 pocillo de aceite de maíz

1 taza de salsa de tomate frito

1 taza de queso mozzarella rallado

250g de queso en hebras

2 tazas de tomates cortados en cubos

1 atado de rúcula

Elaboración paso a paso

Si no tienes la polenta lista, coloca el agua en una olla con sal y cuando rompa hervor, vierte la harina de maíz en forma de lluvia mientras remueves con una cuchara de madera. Finalmente, incorpora el pocillo de aceite para que quede más cremosa, o bien, reemplaza este ingrediente con mantequilla en la misma proporción.

Ahora distribuye la polenta en un molde redondo previamente engrasado con aceite y ejerce presión con el dorso de una cuchara para que se compacte. Lleva al horno durante 10 minutos a temperatura moderada.

Una vez transcurrido este período de tiempo, esparce el tomate frito en la superficie junto con el queso mozzarella rallado y hornea durante cinco minutos a temperatura máxima.

Cubre con el queso en hebras y distribuye por la superficie los tomates pelados y cortados en cubos y esparce también las hojas de rúcula fresca cortadas previamente lavadas.

Como verás esta pizza de rúcula es muy fácil de preparar y, además, es deliciosa.